Mi viaje no puedo haber terminado mucho mejor sin la gran aventura que tuve en Camboya. Luego de recorrer Vietnam decidimos cruzar frontera para llegar a éste país.

Nos encontrábamos en Phu Quoc, una isla al sur de Vietnam. La mejor manera que conseguimos para llegar a Camboya fue tomar un ferry desde Phu Quoc hasta Ha Tien y de ahí tramitar nuestra visa para cruzar a Camboya.

Cuando llegamos no estábamos muy seguros de cómo era el proceso, así que nos dejamos guiar por la gente que estaba allí.

Hay agencias a las que les pagas para que realicen todo el trámite de visado y te lleve en bus a la ciudad que deseas llegar -en nuestro caso, era Sihanoukville-. Después de 8 horas en un autobús, más rápido que la velocidad de la luz, llegas a tu destino sin ningún problema.

Tres día en  Sihanoukville

Nuestro plan, o lo que habiamos leido por internet, era que las mejore playas de Camboya se encontraban en  Koh Rong, pero no estábamos muy seguros si realmente iba a valer la pena pasar esos dias alli.

Así que decidimos pasar los días en Sihanoukville, anteriormente Kompong Som, que es una ciudad costera con las playas más conocidas de Camboya.

Esta ciudad no es muy bonita. Había mucha basura en las calles, está rodeada de casinos… y, para ser sincera, fue el único lugar en todo el viaje donde no nos sentimos muy seguros.

El primer día recorrimos la ciudad y nos relajamos en la playa y, al siguiente día, decidimos apuntarnos a un tour en barco que nos llevaría a conocer las islas cercanas.

En el barco donde hicimos el tour

Este tour nos llevaría a una de las islas más famosas llamada Koh Rong una isla en la que no existen los coches, no existen las motos, ni las prisas. Aguas azules y arenas blanca que te hacen sentir en el paraíso.

 

Una de las playas en Koh Rong

El tour incluía desayuno y almuerzo. Durante todo el día hicimos varias paradas por diferentes isla, el barco tenía dos toboganes y un trampolín. En una de las paradas que hicimos  fue muy divertido lanzarnos al mar como niños por el tobogán.

Al final del dia, camino de regreso al puerto, estábamos disfrutando de una increíble puesta de sol desde la cubierta del barco cuando comenzamos a escuchar música, como si estuviéramos en una fiesta. No pudimos luchar en contra de nuestra curiosidad y tuvimos que ir a ver qué estaba pasando.

Para nuestra sorpresa, el barco estaba completamente lleno de burbujas que salían por el centro de barco. Fue increíble terminar el día lleno de risas y bailes con todos a bordo mientras se cubrían de espuma y el atardecer se veía en el horizonte

Fiesta de espuma

Siem Riep y sus Templos

Después de unos días de relajación en la playa, tomamos un avión para finalmente llegar a Siem Riep. Donde a 8 km al norte, se encuentra la antigua ciudad sagrada de Angkor, epicentro del Imperio Jemer y la principal responsable de hacer que, la ciudad de Siem Riep, sea el lugar más visitado del Reino de Camboya.

Aquí sí lo teníamos claro, la razón de llegar a Siem Riep era para conocer estos increíbles templos que tanto habíamos visto por fotos en internet.

Templos

Cuando buscamos en Internet “Camboya”, aparecen muchas imágenes de Angkor Wat, el templo más grande del país y también de los más misteriosos que existen. En realidad son un conjunto de construcciones que datan del siglo IX a XV.

Para poder visitar cualquiera de los templos de Angkor en Camboya, tendrás que sacar un pase identificativo que se puede adquirir en la entrada principal de éste famoso complejo, ubicado a tan sólo seis kilómetros de Siem Reap.

Nosotros alquilamos un tuk tuks en la calle. Es una de las mejores y más baratas opciones para recorrer el sitio. El conductor nos llevó el primer dia a comprar los tickets que comenzaban a vender a las 4 de la tarde y, con ello, teníamos acceso para ir a uno de los templos y ver el atardecer desde allí.

Atardecer en unos de los templos

Al siguiente dia nos busco en el hostel a las 5 de la mañana para presenciar el amanecer en Angkor Wat, pero ese dia no tuvimos suerte, estaba nublado y no pudimos ver el amanecer. Pero igual la experiencia valió la pena.

La cantidad de templos es increíble y, la cantidad de personas que visitan estos templos cada dia, tambien.

El conductor del tuk tuk te indica cuales son los templos más importantes que debes visitar, luego de toda la investigación con nuestro amigo google, habíamos hecho también nuestra propia lista de los templos que queríamos ver.

Es demasiada la cantidad de información que vas a encontrar en internet, asi que aqui te dejo los tres principales templos que, para mi, no debes dejar de visitar.

  1. Templo de Angkor Wat en Camboya: Es el primer templo que se encontró y es el que se ha llevado gran parte de la fama, Angkor Wat que es el más conocido en el mundo. De hecho estuvo nominado como una de las 7 maravillas modernas de la humanidad.

    Templo de Angkor Wat

  2. Templo de Bayon en Angkor Thom: Es conocido como el Templo de las Caras. No se sabe bien de quién son las caras que se representan, y hay diferentes versiones al respecto, pero se piensa que podrían ser caras de Buda o la cara del rey que mandó construirlo. Podrás ver 54 torres con una cara en cada uno de sus cuatro lados, lo que hacen un total de 216 caras

    Templo de Bayon

  3. Templo de Ta Prohm en Camboya: Templo de Ta Prohm, más conocido como el Templo de las Raíces. Aquí es donde se puede ver más claramente como la naturaleza salvaje se adueñó de estos templos tras los 200 años de abandono en la selva. Por todo el templo crecen unas enormes higueras de muchos metros de altura, cuyas raíces se entrelazan con las rocas dejando unas escenas únicos en el mundo.

Templo de Ta Prohm

Además de los templos, Siem Reap nos sorprendió por tener una ambiente nocturno. Calles llenas de restaurantes y bares, donde puedes pasar un buen rato por la noche.

La noches en Siem Reap

También, si estás en búsqueda de suvenirs, hay varios mercados alrededor donde puedes encontrar increíbles piezas diseñadas por la gente local.

Otra  de las cosas que disfrute en Siem Reap fue ir a un circo. Presencié una sorprendente mezcla de teatro tradicional y moderno, música, baile, acrobacia, malabares y contorsiones, todo coreografiado y expuesto en un espectáculo.

“Phare: The Cambodian Circus” es un proyecto derivado de Phare Ponleu Selpak (Asociación PPS), que se traduce como “Brillo de las Artes”. La Asociación PPS es una asociación camboyana sin fines de lucro, fundada en 1994 por 8 jóvenes artistas camboyanos ex-refugiados de la aldea de Anchanh, comuna de Ochar en la provincia de Battambang.

Circo en Cambodia

Juntos, ayudan a desarrollar las carreras de artistas camboyanos, con el objetivo de revivir la escena artística de la nación, hacer conexiones en todo el mundo y contribuir a programas artísticos, educativos y sociales.

Para finalizar nuestra aventura decidimos alquilar una moto para irnos a conocer el Parque Nacional Phnom Kulen. El guia del tuk tuk nos había comentado que la mejor opción era hacer el tour con él en un carro. Que hacerlo en moto no era seguro. Pero, obviamente, nos quería vender su servicio más costoso.

No hicimos caso a ello y decidimos alquilar una moto y aventurarnos a este paseo por nuestra cuenta. Para lograr llegar a este parque, nos perdimos en el medio de la nada (literalmente), google map nos dirigió por caminos mínimos de pura tierra y vegetación alrededor.

Parque Nacional Phnom Kulen

Pero todo lo valió. Logramos llegar al parque, disfrutamos de la cascada y conocimos las zonas rurales de Siem Reap.

Sin duda alguna, éstas son las mejores experiencias, que hacen que un viaje sea único.

Categorías: Viajes

2 commentarios

Ana · diciembre 9, 2018 a las 7:14 pm

He viajado a esas tierras , gracias a tu documental, buenisimo

    Francy Sanchez · diciembre 10, 2018 a las 9:55 am

    Gracias Sra Ana, me alegra mucho escuhar eso. Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *